• Tamaño de Fuente:
  • Disminuir
  • Restaurar
  • Aumentar

Tráfico de Organo en CR

Tomado de: crhoy.com

Diario mexicano El Universal desnuda supuesto tráfico de órganos en Costa Rica

El diario mexicano El Universal reveló en un reportaje que un par de israelíes pagaron seis mil dólares en 2012 a un costarricense y a un nicaragüense para comprarles dos riñones en Costa Rica y someter a los cuatro a intervenciones quirúrgicas en una clínica privada de esta capital, en una práctica de “turismo de trasplantes” que encubrió un negocio de trata de personas con fines de explotación para el tráfico de órganos.

El caso está entre los pocos conocidos sobre una actividad protegida por el secretismo, pero por la que Costa Rica está siendo señalada mundialmente como base del “turismo de trasplantes”.

El ejemplo de los israelíes fue revelado el 24 de abril en un encuentro en esta ciudad entre delegados de los poderes Ejecutivo y Judicial de Costa Rica, sobre la trata de personas para tráfico de órganos, tejidos, fluidos y células humanas. La cita estuvo auspiciada por la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y por una coalición interna de entidades estatales y no estatales.

“No queremos que vean a Costa Rica como lugar de paso en donde se compra un órgano, ‘me lo ponen y me voy’. No podemos dar marcha atrás en este asunto”, advirtió el viceministro costarricense de Gobernación, Freddy Montero, al inaugurar la reunión.

En el Foro, el médico costarricense Clive Montalbert-Smit, coordinador de trasplantes en Costa Rica y representante de este país ante la Red/Consejo Iberoamericano de Donación y Trasplantes, se paró ante el auditorio y contó lo ocurrido en 2012 con la compra de dos riñones. El médico narró al periodista José Meléndez que en su teléfono celular todavía guarda el mensaje con una oferta monetaria que circuló en 2012 para participar en unos trasplantes de riñones en una clínica local.

Por aparte, Montalbert-Smit contó a El Universal de México que esos hechos involucraron a los israelíes, al costarricense y al nicaragüense y que otros médicos hicieron el trabajo. En un informe que entregó en junio de 2010 a la entonces ministra costarricense de Salud, María Luisa Ávila, el médico alertó sobre la urgencia de un control más estricto a los trasplantes de “donador vivo no relacionado que se efectúan en clínicas privadas”.

Esos centros, describió, “constituyen un punto en el cual se podría estar llevando a cabo trasplantes de órganos mediante retribución económica”, una práctica que ratificó, es “condenada” por organismos internacionales del sector salud. Una copia del informe está en poder de este diario.


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Switch mode views: