• Tamaño de Fuente:
  • Disminuir
  • Restaurar
  • Aumentar

Ex defensora de los Habitantes: “Don Mario, pellízquese”


Lizbeth Quesada Tristán, ex defensora de los Habitantes, quien participó en la marcha pacífica de ayer vestida de blanco, le mandó un mensaje al ministro de Seguridad, Mario Zamora.

“Don Mario Zamora y el gobierno no lo van a reconocer nunca, pero se dieron cuenta que habían metido la pata por el zafarrancho de la semana pasada porque están haciendo héroes y víctimas, y estaban aumentando el escarnio del pueblo de Costa Rica para este gobierno”, dijo la ex defensora.

Explicó que ayer mandaron mujeres policías a la manifestación para tratar de lavarse la cara y las manos, sin embargo informó que el Cine Magaly estaba lleno de antimotines varones, listos para disolver la protesta.

“Pero se quedaron enchilados, la marcha ha sido pacífica. Es el pueblo ejerciendo su libre determinación de manifestarse y no la del Ministro que decida cuándo, a qué horas, cómo y a quién le vuela garrote. Yo le mando un mensajito a don Mario, él dice que iba a administrar la marcha: No, disculpe, don Mario Zamora. La marcha la administra el pueblo de Costa Rica, que es el que está marchando. Que se pellizque y si no le gusta, que se vaya, deje el Ministerio. Es lo mismo de Laura se fue para España y nadie la extraña”, agregó.

MILES MARCHARON EN DEFENSA DE LA CAJA

Un mar de gente, en su gran mayoría estudiantes de las universidades Nacional y de Costa Rica, tomó las principales calles josefinas para protestar contra el desmantelamiento de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) y solicitar la renuncia del ministro de Seguridad, Mario Zamora.

La protesta de ayer, una de las más grandes de los últimos tiempos, fue la respuesta de las organizaciones estudiantiles y populares a la garroteada que recibieron la semana anterior y fue ordenada por el ministro Zamora.

El jueves de la semana pasada un grupo de usuarios de los servicios que presta la CCSS se manifestó frente al edificio principal de esa institución, sin embargo el movimiento terminó en zafarrancho.

A criterio de los organizadores, infiltrados de la Dirección de Inteligencia y Seguridad (DIS) provocaron que la manifestación terminara en un enfrentamiento entre decenas de agentes antimotines, quienes garrotearon a diestra y siniestra, hasta mujeres mayores se vieron afectadas.

Fue así como los estudiantes retomaron la idea y planearon la protesta de ayer, pero bien organizados para evitar los enfrentamientos.

No obstante, no siguieron el itinerario al pie de la letra. Se presumía que los de la Universidad Nacional se concentrarían en el Parque La Merced y de ahí sin demora marcharían hacia la CCSS, sin embargo recorrieron todas las calles y avenidas en zigzag, provocando un caos.

Marcharon con consignas (“La Caja no se vende, se defiende” y “Laura escucha, estamos en la lucha”), cantos, sonidos de tambores, obras de teatro callejero, mucha alegría, orden y sobre todo decididos a que no permitirían que se privaticen la CCSS y todos sus servicios.

Además mostraron su molestia hacia el Ministro de Seguridad, al que le pidieron su renuncia.

Después de tres horas llegaron a su destino, donde escucharon varios discursos de sus organizadores y del diputado José María Villalta, posteriormente regresaron a sus respectivas universidades.

La Defensoría de los Habitantes calificó de “respetuosa y ordenada” la marcha convocada ayer en la capital por estudiantes universitarios, algunos grupos sindicales y sociales frente a las oficinas centrales de la CCSS.

Las autoridades de la Caja anunciaron que analizarán los planteamientos entregados por un grupo de representantes sindicales y universitarios.

Ileana Balmaceda Arias, presidenta ejecutiva de la CCSS, explicó que se atenderán con prioridad las peticiones, en los próximos días se les entregará una respuesta por escrito y en caso que se requiera se abrirá un espacio de diálogo.

 


Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Switch mode views: