Muy Importante comunicado de prensa

Nuestra Fundación  persigue el objetivo claro y preciso, promover soluciones efectivas y viables ante las violaciones de los derechos humanos que se generan en Costa Rica, no únicamente como una organización dedicada a la denuncia real de irregularidades, sino como un agente de propuestas serias y objetivas, donde se planteen soluciones  reales a dichas situaciones.  Precisamente esta participación activa, es la que da origen al PROYECTO DE LEY DE MODIFICACIÓN EN LA CANCELACIÓN DE ANTECEDENTES PENALES “HOJA DE DELINCUENCIA”, iniciativa que propone la MODIFICACIÓN AL ARTÍCULO 11 DE LA LEY N. °6723, DEL 10 DE MARZO DE 1982, DENOMINADA “LEY DEL REGISTRO Y ARCHIVOS JUDICIALES”.

 La mencionada propuesta legal, ingresa a la Asamblea Legislativa en la Secretaria del Directorio el 19 de Noviembre 2012 y fue acogida de inmediato para su estudio por el Diputado Oscar Alfaro Zamora. El día de hoy nos complace comunicar que nuestra iniciativa legislativa, culmino el proceso correspondiente ante la Comisión de Asuntos Jurídicos, para que emitieran sus recomendaciones acerca del mismo, posteriormente ingreso a la Comisión de Derechos Humanos de la Asamblea Legislativa para su análisis, el cual supero de manera efectiva.

 Actualmente se nos ha notificado que el día 2 de Octubre del año en curso, se envió a consulta al Poder Judicial, Registro Judicial, Ministerio de Trabajo, Ministerio de Justicia y Paz y al Ministerio de Seguridad Publica, para que estos se pronuncien acerca de la viabilidad del proyecto, el cual no tenemos duda será bien recibido por las autoridades mencionadas.

 Como Fundación defensora de los Derechos Humanos RECALCAMOS la importancia de que se modifique la Ley del Registro Judicial, pues indiscutiblemente esta iniciativa beneficiara a una gran cantidad de ex privados (as) libertad, quienes a pesar de haber cumplido su deuda con la sociedad, se encuentran con uno de sus derechos fundamentales limitado por una ley de rango menor, no referimos al DERECHO AL TRABAJO, ampliamente regulado a  nivel nacional e internacional, por distintos instrumentos legales. Una vez modificada la “Ley de Registro y Archivos Judiciales” se otorgara la posibilidad de trabajo sin limitaciones, y se dejara en el olvido el estigma de tener una hoja de delincuencia manchada por un periodo irrisorio de diez años, donde no se valorar distinción alguna respecto al delito cometido o la pena impuesta. 

 No se puede obviar la importancia de aplicar un sistema justo, que cumpla con su función rehabilitadora de aquellos sujetos que por distintas razones, rompen las reglas de convivencia en sociedad, pues únicamente mediante la prevención y rehabilitación, se puede asegurar el progreso de la sociedad costarricense integra. Además la aplicación de un sistema que elimine las limitaciones a aquellos ex privados de libertad, al momento de salir a buscar trabajo, se verá directamente reflejado en el factor de “no reincidencia”, pues ha sido comprobado múltiples veces que  aquellos privados de libertad que encuentran oportunidades de superación y un trato equitativo por parte de la sociedad, no muestran niveles de reincidencia tan abismales como aquellos a quienes se les cierran las oportunidades y se les discrimina. Nótese que al existir posibilidades laborales efectivas y no discriminatorias que permitan un nivel de vida aceptable de las personas en desventaja social, se incide directamente en aspectos tan controvertidos de nuestra sociedad actual como lo es la inseguridad ciudadana y el hacinamiento carcelario, tomando en cuenta que este último se ha convertido en la problemática carcelaria más grande de nuestro país.

 Por todo lo anterior, es de suma relevancia, dar seguimiento al presente proyecto de ley, e impulsar su rápido tramite en la Asamblea Legislativa, pues no se debe ignorar la existencia de una disposición legal que ha venido reprimiendo los derechos humanos de personas que han saldado su deuda con el sistema y buscan reintegrarse a la sociedad, para obtener una calidad de vida favorable, donde se les permita desarrollarse de forma pacífica y acorde a las reglas de convivencia social.